Masoneria

Libertad – Igualdad – Fraternidad

LA MASONERÍA EN AMÉRICA Y EN EL PERÚ

Articulo enviado por R:.H:. Juan Manuel Velasquez Calderon
No se tiene mayores antecedentes sobre la llegada de la masonería al Perú, menos en América (o viceversa según lo quiera plantear el lector). Sobre el primer vestigio se encuentra en los volúmenes de la obra “Tradiciones Peruanas” de R:. H:. Ricardo Palma en el que encontramos un pequeño indicio referido que en la llamada “Casa de Pilatos” funcionaba un Templo Masónico, templo que era una especie de Sinagoga Judía, y en él se reunían en secreto el rico judío portugués Manuel Bautista Pérez y cien de sus paisanos, pero que, luego fueron denunciados y sentenciados a muerte, éste y diez de sus miembros por el Tribunal del Santo Oficio siendo todos sus bienes confiscados por la Iglesia Católica. Al respecto de este tema, y con relación al Tribunal del Santo Oficio surgieron preguntas como: ¿quién está más cerca de Jesús, el Gran Rabí de Galilea, y si es ésta Iglesia intolerante o la francmasonería? ¿quién practica la caridad sin preguntar la creencia que se tiene?, ¿quien propugna la igualdad, la fraternidad y la libertad en los hombres dentro de la tolerancia, el respeto a los derechos que niega la violencia y todo aquello que vincule o llegue a la violencia? ¿Será la francmasonería o será la iglesia católica quien persiguió con hierro y fuego a quienes discrepan con ella o a quienes piden se diga la verdad sobre Jesús y su gran legado? ¿Será lo expuesto en la Encíclica de Pío IX que condena la Libertad de Pensar, la Libertad de Imprenta, la Libertad de Enseñanza, de Asociación, y que son libertades conquistadas por el Hombre? Considero particularmente que estas preguntas aún están latentes en el tiempo.
La Bula Apostolici Próvidas de Benedicto XIV en 1751, y el Decreto del Rey Fernando VI de España proscriben a la masonería, normas que se hacen extensiva en América Latina. Empero, dentro de estos contrastes que se nos presenta el discurrir de la vida, el 24 de Junio de 1760 el Conde de Aranda independiza de Francia la masonería española que estuviera desde ya bajo los nuevos alcances sociales, fundando El Gran Oriente de España, y asumiendo toda defensa de la masonería española. 
Existe documentación oficial que por los años de 1750, el Hermano Esteban Morín fundó en Santo Domingo en concurrencia con algunos masones franceses un Consejo del Príncipe del Real Secreto, uno de los Grados Superiores y Administrativo del Rito Escocés, para luego fundar logias de perfección en Nueva York y Charleston para luego diseminarlas en todos los Estados Unidos de América. 
Anterior a ella y reconocida de modo indiscutible es la Logia de Filadelfia fundada en 1681 por Guillermo Penn, luego tenemos la Gran Logia de Massachuetts fundada el 30 de Abril de 1733 luego vendrian otras más. Una de mucha relevancia es la Gran Logia de Virginia fundada en el 1777, y en el que participara el Gran Masón e Ilustre Americano Francisco de Miranda, participando con masones de la talla de Lafayett y Rochambeau todos miembros de la masonería francesa.
Se conoce no muy documentadamente de la existencia de un proceso en Chile, en 1753, contra el masón Ambrosio Sáez de Bustamante quien era en ese entonces Intendente de Valdivia. 
Las Logias Lautarinas 
En nuestro continente, mucho se habla de las logias Lautarinas formadas en América del Sur y que tuvieron intervención en la causa de la Independencia de sus países. Pues bien, estas logias llamadas así en homenaje al Cacique Lautaro, araucano él, que lucho contra los conquistadores españoles en el siglo XVI, fueron desarrolladas en América del Sur a partir de 1811, siendo su fundador entre otros el Argentino don Matías Zapiola. 
Las Logias de Lautaro o Lautarinas por su extensión, son una derivación de las Logias de Cádiz, que en primer momento fueron creadas como Sociedad de Caballeros Racionales, llevadas a Cádiz por Hermanos formados en la Logia de Londres, y por quien fuera también fundador de la Logia de Londres el también argentino Carlos de Alvear. Estas logias lautarinas se desarrollaron no sólo en esta parte de América sino también en México. 
Se conoce que grandes pensadores e intelectuales americanos como Andrés Bello, Villa Urrutia, incluso el prócer boliviano Murillo, pertenecían a la Gran Logia de Londres, luego como miembros de las Logias de Cádiz o de los Caballeros Racionales
En 1812, en Buenos Aires, Alvaer, Zapiola y San Martín fundan la Logia Lautaro , donde se incorporan OHiggins, Blanco Encalada, Las Heras y otros grandes próceres de la Independencia de Sud América. 
En 1797 en Londres el prócer venezolano Francisco de Miranda y Rodríguez, funda la Logia “Gran Reunión Americana” y de la que en Madrid – España se denominó Junta de las Ciudades y Provincias de la América Meridional , o la “Logia Mirandina” en honor de su fundador, de la que pertenecerían entre otros Bolivar y sobre todo el peruano Pablo Antonio José Olavide y Jáuregui cofundador de estas logias y de su gran participación en las Cortes de Cádiz. 
Sobre Pablo Antonio José Olavide y Jáuregui se habla como el Prócer Olvidado, y es cierto, por que no hay un tema o estudio concienzudo que realmente trate sobre este Gran Masón peruano.
Lo descrito como las logias lautarinas es el punto de partida para las Logias Independentistas. Pero como se dijo también, en América del Sur ya se habían desarrollado logias masónicas secretas, y que hasta la fecha no se ha podido alcanzar documentación alguna y mucho tiene que ver en ella la Santa Inquisición que desapareció documentos existentes. La mejor prueba de ello es una Carta de fecha 20 de Diciembre del año 1753, por el que, los Inquisidores de Lima remiten a los Inquisidores de España denunciando el haber decomisado unas estampas masónicas sobre iniciación a un comerciante, cuyo nombre no se conoce.
El verdadero Prócer
En la obra del historiador Martín F. Lescano llamado “Sociedades Secretas” se anota que en 1776 el Cacique José Gabriel Condorcanqui y Noguera “Tupac Amaru” tenía relación con los grupos masónicos aún cuando indica que no está determinado “su fecha de iniciación” para señalar que este lo fuera, aun cuando su esposa doña Micaela Bastidas afirma que su esposo se había iniciado y ya conocía “La Verdadera Luz ” y porque además en la sentencia de muerte a Tupac Amaru se le imputa el cargo de sacrílego – nombre que le daban a los masones en su calidad de propagador de ideas contrarias a la Religión y el Estado – Como prueba de su condición de masón, se le allá un collar de hierro con dos platinas pesadas y rodeados de puntas que manifiestan “ La Orden del Paititi” y del que se dice fuera su Gran Maestro. Posteriormente redescubren algunos ornamentos en las ruinas de la que fuera su casa. 
Sobre la obra y actuación masónica de Tupac Amaru existe innumerables narraciones y pasajes históricos que no han sido divulgados y entre ellos encontramos algunos aspectos sobre su correspondencia. Una de estas correspondencias estuvo, dirigido a Tomás Túpac Catari quien en ese momento dirigía la Revolución de Challanta, hoy Región de Oruro – Bolivia. Esta correspondencia jamás llego a manos de Tomás Tupac Catari quien había muerto semanas antes. La carta llega a las manos de Julián Apaza indígena de la Paz – Bolivia y quien suplanta la persona de Tomás Tupac Catari auto titulándose “Virrey de las Provincias del Sur” y quien inmediatamente se comunica con Tupac Amaru, al que, incluso, envía a un indio de emisario, llamado Tomás Calizaya con el cargo de Rey Fiscal, para la sublevación de Copacabana y quien se presenta con las alegorías de un iniciado masón. 
Podemos decir que en relación de José Gabriel Condorcanqui y Noguera o “Tupac Amaru II” habría mayores manifestaciones de relación masónica y que incluso en su casa del Cuzco ubicado en el sector de Mutachacca (Hoy Avenida del Sol) se han encontrado ornamentos masónicos de segundo y tercer grado, los mismos que hoy se encuentran en poder de la R :. L:. S:. “Koricancha” No. 40 del Vall:: del Cuzco; y, respecto a Tomás Tupac Catari sí estaría mas definido sobre su formación masónica. 
Estas fuentes tienen mayor relevancia para determinar su vinculo masónico, más aún, cuando se sabe de la existencia de un Pasaporte Masónico otorgado a algún patriota innominado, que laboraba por estas zonas. Por el documento en cuestión se conoce que fuera otorgado por el Soberano Capítulo de la Unión del Sur –Arequipa- durante el año de 1822 y suscrito por un Tupac Catari, a sabiendas que la Revolución de éste data del año 1780; por lo tanto, es un seudónimo utilizado en honor de un Gran Revolucionario Independentista.
La independencia del Perú y las Logias estuvieron muy ligadas y sobre todo con las llamadas sociedades secretas conectadas con las Logias Lautarinas y con las Junta de las Ciudades y Provincias de la América Meridional.
En el Perú fueron ciudades muy especiales donde se desarrollaron estas Logias, así tenemos, Lima, Trujillo, Tacna y Lambayeque, sin que ello signifique que en otras ciudades como el caso de Arequipa funciones logias o “capítulos” 
Denominaciones
El también masón, historiador Germán Leguía y Martínez hace una clasificación sobre los centros de reunión masónica, así tenemos las reuniones de Lima con:
a) “Los Fernandinos”, que es la Logia constituida en la Escuela de Medicina San Fernando de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, la misma que se encontraba ubicada en la Plaza Santa Ana y tenía entre sus miembros al ariqueño don Hipólito Unánue, al Dr. José Peset, al Dr. Gabino Chacaltana, al Dr. Nicolás Alcázar, al Dr. José Manuel Valdez, al Dr. José Gregorio de Paredes. Esta logia fundo a su vez la Sociedad Amantes del Perú y el “Mercurio Peruano” 
b) “Los Carolinos”, cuya base fue el Convictorio de San Carlos, de los que sobresalen los curas, Obispo Toribio Rodríguez de Mendoza y el sacerdote Diego Cisneros, Dr. Francisco Javier Mariátegui, Dr. José Faustino Sánchez Carrión, sacerdote Francisco Luna Pizarro, el tacneño-francés Francisco Pallardelli, el cajamarquino Juan Sánchez Silva 
c) “Los Neris”, “Deanes”, y “Forasteros”. “Los Neris” estuvo constituida preferentemente por sacerdotes dentro de los que se encontraban el Fraile Tomás Méndez, el Fraile José María García, el franciscano descalzo Fraile Francisco Montenegro entre otros y que fundaron “El Satélite Peruano”. 
d) “Los Deanes” quienes se reunían en la casa huerta el Dean o de las Flores por el chileno José Flores, el que era una prolongación de los carolinos y en ella se encontraban Los Hermanos Portocarrero, los chilenos evadidos y que fueran vencidos en la Batalla de Rancahua, como José Manuel Álvarez, Joaquín Larraín, José Silva Lazo, o los argentinos que pertenecían al Batallón Numáncia como José Bernal, Ramón Boado, Gregorio Tramarino.
e) “Los Forasteros” grupo pequeño constituido entre otros por el santafecino Fernando López Aldana, el chileno Joaquín Camino, el mejicano Ayala, los colombianos Mariano López, Miguel Moreno, el venezolano Francisco Argote, el ingles Thomas Gutrie, el italiano José Boqui y el español Guillermo Del Río.
f) Existía también una logia con un sobre nombre original “Los Copetudos” al que pertenecían el Marqués José de la Riva Agüero y Sánchez Boquete; el Conde de la Vega del Ren, don José Matías Vásquez y de Acuña; el Marques de Villa Fuerte don Manuel de la Puente y Jáuregui; el Marqués de Torre Tagle, don José Bernardo de Tagle y Portocarrero; el Conde de la Vista y Florida, don Manuel Salazar y Baquijano; el Conde de Olmos, don Luís José Orbegoso y Moncada de Vinegra.
Todos los masones nombrados tienen participación alguna en la Gran Independencia del Perú
Peruanos en América
Durante el periodo de Independencia surgieron masones peruanos con participación en la independencia de los pueblos de América, tenemos incluso a los masones que gobernaron en la República de Argentina como Ignacio Álvarez Thomas, Toribio de Luzuriaga, José Darregueira, o a Juan Egaña en Chile quien llego a ser Ministro y Diputado y al cura Melchor de Talamantes en México. 
La masonería republicana 
En el Libro del R:. H:. Alejandro Alayza y Paz Soldán denominado “Breve Historia de la Masonería Peruana”, manifiesta que, “hacia 1830 en el Perú funcionaban 12 logias simbólicas bajo la Jurisdicción del Gran Oriente de Colombia”. Considero particularmente que habría que aclarar algunos datos, y es que encontramos para 1824 las Logias Orden y Libertad y ambas consignadas con los No. 01 y 02, correspondiendo la No. 01 a la Logia que funcionaba en Tacna, y la Logia Orden y Libertad Nº 2 trabajaba los días jueves de cada semana en su templo del Callejón San Francisco Nº 27, conjuntamente con otras logias como Virtud y Unión Nº 3, Partenon N° 4 y Perseverancia Nº 12. La Logia Orden y Libertad Nº 1, posteriormente en 1882 apareció funcionando en la Ciudad de Lima, y es miembro fundador de la Gran Logia del Perú, logia que incluso fue gobernada en Lima por militares chilenos como el Coronel Estanislao del Canto quien mucho diera que hablar durante la época de la ocupación de la Guerra del Pacifico. 
Al respecto debo indicar que La Logia Orden y Libertad No. 02 fue fundada con anterioridad a 1821 en la Ciudad de Lima por el prócer José Faustino Sánchez Carrión. La confusión data en que se consigna a la Logia Orden y Libertad con el No. 01, y sobre la que existe consenso que es la Logia Madre de todas las logias en el Perú, pero se señala también a Virtud y Perfecta Unión como la N º 1, la Logia Virtud y Unión lleva la N º 3.
La Masonería en Tacna
Como se indicara en líneas anteriores, la masonería Tacneña es rica en fuentes históricas orales, que nos son trasmitidas de generación a generación, pero son pocos, por no decir escasos señalar la existencia de alguna documentación, la última y concreto es aquella encontrado por el Historiador el Q:. H:. Luís Cavagnaro Orellana en su libro “Materiales para una Historia de Tacna” Tomo V.
Particularmente para hablar de las Logias surgidas en Tacna me atrevería a señalar hasta cuatro grandes periodos dentro del proceso histórico, esparcidos desde el periodo de la emancipación y la republica hasta nuestros días.
Una Primera Etapa
Se encuentra involucrada los primeros gritos libertarios en el Perú, con Zela, los Hermanos Pallardeli, hasta los albores republicanos, con el tránsito de Bolívar por Tacna, luego de su paseo por tierras del Alto Perú, al que convertiría con Sucre en Bolivia, hasta la infausta Guerra de Pacifico.
Una Segunda Etapa
Comprende el dominio de estas tierras por el Ejercito Chileno, la desaparición de las respetables logias Orden y Libertad Nº 01, y Constancia y Concordia Nº 566 cuya antigüedad es anterior a 1862, pero con la formalidad exigida esta se circunscribe desde el 15 de Noviembre 1862 y no como se manifiesta desde 1893, aclarando que alguna vez estuviera gobernada por el R:. H:. Rómulo Cúneo Vidal, ariqueño-peruano de nacimiento a cuya documentación aún existente me remito, más no fundada por el. Se tiene documentos del desarrollo de la masonería en esta zona, tan es así que la Imprenta Freyre en el año de 1865 edita los rituales de los tres grados de la masonería, así como sus respectivos catecismos.
Las logias peruanas al sur del Perú si han venido desarrollándose no diremos que fueran con mayor intensidad, como se pretende saber pero si hubo actividad masónica con muchas aristas, durante el periodo llamado “del cautiverio” en los años posteriores de la guerra con Chile en 1879.
Es cierto sobre el heroísmo del pueblo tacneño, ariqueño y tarapaqueño como iquiqueño cuyas provincias se encontraban en cautiverio, así como parte de la nación peruana, que con la finalidad de conservar los valores patrios, promovieron actos como la recolección de fondos para el eventual pago, como se hiciera del terreno denominado “El Chinchorro” donde se alojaron a muchos peruanos como prisioneros de guerra para su posterior traslado a Lima, o al destierro sin mencionar su incorporación como chilenos enviados al interior de ese país y luego al cumplimiento de lo estipulado en el Tratado de Ancón, se espero cincuenta años para devolver Tacna al Perú, por ello establecieron diversas asociaciones de apoyo y labor en algunas logias masónicas, aún cuando el manejo masónico y los Grandes Maestros contaran con el beneplácito de masones provenientes del Ejercito Chileno, como el Consejo Supremo del Grado 33 para la República del Perú.
En 1898 se constituyen en Arica dos logias peruanas siendo una de ellas “Morro de Arica” Nº 12, en honor de los hermanos muertos en dicha batalla, y que fuera una logia dependiente del Supremo Consejo Confederado del Perú; otra, era la Logia “Fraternidad Universal” Nº 20, constituida bajo los auspicios de la Gran Logia del Perú. 
La Logia Morro de Arica Nº 12 se incorpora a la Gran Logia de Chile como Morro de Arica Nº 29. En 1904, la logia “Fraternidad Universal” Nº 20 abate columnas, siendo su último Venerable Maestro el R:. H:. Julio Arturo Ego-Aguirre, sus miembros se incorporan a la logia de Tacna Constancia y Concordia
En la provincia de Tarapacá, que aún cuando se encontraba bajo dominio chileno, formaron también logias peruanas. Así tenemos, en Iquique las logias “Fraternidad y Progreso” Nº 9, y la “Unión Fraternal” Nº 13; en Pisagua, se constituye la logia simbólica “Caridad” Nº 15, fundada en 1894, estas logia pasan luego a depender de la Gran Logia de Chile, como es el caso de la Logia “Caridad” ahora con el Nº 26.
Desde abril de 1900, las ahora logias chilenas en Arica “Fraternidad Universal” y “Morro de Arica” y la tacneña “Constancia y Concordia” empezaron a entablar reuniones conjuntas, las que diluyen al desaparecer la Logia Constancia y Concordia que se asienta en el Callao.
Razón de las primeras Logias
Sobre la Primera Logia constituida en el Perú existe una gran confusión. Esta confusión data conforme a la Carta Constitutiva de la Logia Orden y Libertad No. 01 del Valle de Tacna, perteneciente a la logia simbólica del Rito Escocés Antiguo y Aceptado que aparece el 12 de Julio de 1861, pero esta logia ya estuvo desarrollándose bajo los auspicios de una Gran Logia de Italia, considerando que Italia no era lo que hoy se conoce como la República de Italia, sino existían varios pequeños estados siendo uno de ellos el promotor de esta logia, y que aún no se encontraban unidas pero venían comunicándose con sus hijos en América, así como lo hicieran las logias de Francia o de Portugal. Base para esta afirmación es que el peruano francés (tacneño por adopción) Enrique Pallardelli fue comisionado a Lima y trabajó en una logia carolina. Caso parecido se tiene con la Logia Virtud y Unión No. 03 con nueva carta de fecha 24 de junio de 1875 y una anterior de 1823.
Cabe manifestar que Tacna, desde antes de la declaración de la Independencia Lima , se dieron gritos libertarios por los masones Francisco Antonio de Zela, como lo fue después de los hermanos Pallardeli; el primero, criollo peruano, hijo de un recaudador de impuestos para la corona española, y los segundos, hijos de la liberta Francia, digo esto porque, siendo Tacna, una ciudad pequeña, pero de avanzada cultura, sea proveniente del norte de Chile o de Argentina y del mismo Sur del Perú, dado que Arica, puerto especial para el comercio con Potosí en Bolivia, tenía en tránsito gente venida de todas partes, especialmente de las colonias francesas, italianas, inglesas, y de otras partes de Europa. Teniendo presente que en dicha época Italia se encontraba aún dispersa, hasta la unión que realiza el masón Garibaldi. Debemos tener presente que la acción libertaria de Zela, y de Pallardeli fueron teniendo como pendón la bandera de la Independencia de Argentina, sobre la cual juran su revolución. Teniendo como paradigmas a estos dos exponentes de la acción libertaria debemos tener presente que la relación de ambos se entendía con hermanos masones tanto de Lima como del Norte de Argentina, no necesariamente de Buenos Aires, ya que el Gran Movimiento se encontraba en Mendoza, y al frente de la tropa argentina se encontraba el peruano también masón Ignacio Álvarez Thomas quien luego gobernaría posteriormente la Argentina.
Estas consideraciones han servido para que luego de 1823, ante del paso del Dictador Bolivar por Tacna en su retoro del Alto Perú, y de la consagración de la República de Bolivar o de Bolivia, se unió con masones tacneños que permitieron se determine como Logia Virtud y Unión Nº 01 como madre de las demás logias, aún cuando esta no tenía correspondencia con la Gran Logia de Colombia. 
Al respecto y conforme a la documentación existente en la Ciudad de Tacna encontrada bajo impresiones de la Casa Freyre , se comprueba que funcionaba una segunda logia denominada Constancia y Concordia No. 566, fundada el 15 de Noviembre de 1862 y que luego de 1879 pasa a Constituirse como Constancia y Concordia No. 12, hoy en la Provincia Constitucional del Callao, y así esta reconocido y aparecen en las publicaciones de 1883, realizado por la Gran Logia del Perú dependiente de la Gran Logia de Escocia.
Las Logias que funcionaban en la Ciudad de Tacna, Orden y Libertad Nº 01, sí como Constancia y Concordia Nº 566 tenían como p:. g:. La calle Sucre con el No. 181., que luego e la Guerra con Chile y la desaparición de estas logias, este local apareció bajo determinación propietaria de una familia italiana (Hoy se denomina calle Francisco Antonio de Zela y su ubicación se haya en la cuadra seis). Estas logias de Tacna fueron nexo luego con los hermanos del oriente boliviano, de manera especial de la Logia Obreros del Porvenir No. 16 quien dependió hasta 1884 del Gran Oriente del Perú, como lo fueron la Logia Luz del Guaya No. 10 de Guayaquil –Ecuador, creada antes del conflicto con Chile.
Estas logias fueron parte de la Gran Logia de los Antiguos, Libres y Aceptados Masones de la República del Perú, y que el 09 de junio de 1882 son parte de la Gran Logia del Perú. Cabe hacer mención que, entre 1879 y 1882, estas mismas logias fueron absorbidas por la venerable Gran Logia Provincial de Escocia (Edimburgo) en Lima, Jurisdicción de Perú y Chile, la misma que trabajaron en el Rito de York, bajo la observación y participación de las autoridades militares de la ocupación.
Una Tercera etapa
Luego de algún periodo vacío, debido a la ocupación chilena, estas logias tacneñas fueron trasladadas a la Ciudad de Lima. Es el caso que la Logia Orden y Libertad Nº 01 desapareció y la Logia Constancia y Concordia Nº 11 se constituye en el Callao. 
Tacna aguardó la formación de una nueva logia hasta el año de 1920, en el día 22 del mes de Julio, constituyendo su templo en la calle Justo Arias y Aragues No. 361, denominándose “Francisco de Paula González Vigil” No. 38, en honor de uno de las mas grandes preclaros hijos de esta tierra cuyo legado masónico es y será su honestidad. Hay una expresión que lo dice todo “Yo tengo que acusar, yo acuso” Frase que vertiera en el Congreso de la República ante la deshonestidad de sus integrantes. 
De aquella fecha de iniciación a trabajos, hasta la actualidad muchas personalidades han discurrido por su templo, masones como el Respetado Hermano Filidoro Cavagnaro, muchos de ellos adornan las columnas en el Oriente Eterno y es madre de las nuevas logias de Tacna.
A la formación de esta nueva logia madre, en el valle de Toquepala (asiento minero del mismo nombre), entre sus funcionarios y algunos trabajadores se forma la Logia Toquepala No. 60, quien posteriormente debido a los cambios de propiedad en la mina, deciden variar su domicilio a la ciudad de Tacna, funcionando primero en el Templo de Arias y Aragues, luego a su propio templo sito en el sector denominado Cristo Rey, Para. Esta logia se formo el 25 de Mayo de 1960. 
Luego se constituye mi Madre Logia “Piedra Blanca de la Perfección ” No. 98, la misma que fue creada un 26 de Febrero del año 1971, siendo sus fundadores el R:. H:. Patrick Kenet Middlebrooc, R:. H:. Ángel Valdez Pérez, R:. H:. Víctor Manuel Barrientos Bendezu, R:. H:. Ernesto Parodi entre otros. El mejor recuerdo para aquellos que adelantaron su viaje y nos esperan cerca del G:. A:. D:. U:. y veneración a los que aún labran con nosotros su piedra bruta.
En el año de 2000, se crea la logia “El Centauro de las Vilcas” No. 178 que funciona en el distrito de Pocollay, el nombre, en honor del militar tacneño Gregorio Albarracín Lanchipa quien por su tamaño y bravura se hizo merecedor del apelativo de centauro de las Vilcas quien hizo frente a los chilenos durante el periodo de la ocupación. La mayoría de sus integrantes en la actualidad son militares retirados.
Una cuarta etapa
Las Grandes Logias
Luego de los graves conflictos por los que estuvo atravesando la Gran Logia del Perú debido a quienes la dirigían, muchas logias en el Perú decidieron apartarse de ella, formando nuevos orientes, como el caso de la Gran Logia del Norte del Perú, de la Gran Logia Austral, La Gran Logia del Sur del Perú. La Gran Logia del Centro del Perú, etc.
Tacna, no pudo estar exento de dicha determinación y es así que los venerables de las tres logias R:. H:. Víctor Raúl Núñez Granda, V:. M:. de la L :. B:. R:. L:. S:. Francisco de Paula González Vigil Nº 38; el R:. H:. ……….. V:. M:. de la B :. R:. L:. S:. Toquepala Nº 60 y el R:. H:. Víctor Raúl Ramírez Lengua, V:. M:. de la B :. R:. L:. S:. Piedra Blanca de la Perfección N º 98 consideran la formación de una Gran Logia que aglutine no sólo a las logias del valle, sino de la región sur del Perú, y en la esperanza que se estas se incorporen como son las logias del Departamento de Moquegua, Gussepi Garibaldi de Moquegua y José Gálvez Egusquiza de Ilo, como de la misma logia Centauro de las Vilcas del valle de Pocollay, de ahí su nombre. La pequeña federación logial se funda el 15 de Octubre 2002, con el nombre de la Gran Logia del Sur del Perú y su instalación se realiza con la participación de la Confederación de Gran Logias Masónicas del Perú el día 25 de Enero del 2003, quienes asisten en gran comitiva para la Instalación de su Primer Gran Maestro. 
La tenacidad de sus miembros hace que esta se formalice y también tenga sus momentos críticos. 
Posterior a ella se suman la creación de las Logias Alianza Universal No. 04 y Héroes del Alto de la Alianza No. 05 del Valle de Tacna. Posteriormente han levantando columnas la Gran Logia Oriental del Callao
Dentro de las logias creadas bajo el Supremo Consejo de Grandes Inspectores Generales de la República de Colombia tenemos que en 1825 se funda la Logia Militar “ La Unión Auxiliar ” regularizando entre ellas a “Paz y Perfecta Unión”, Orden y Libertad No. 02, Virtud y Unión No. 03 y Constancia Peruana No. 04. Luego se crean “Sol de Huayna Capac” del Cuzco en 1826, “Constancia Heroica” en Puno en 1829. 
El 02 de Noviembre del año 1830 se funda en Lima la Gran Logia del Perú, quien con fecha 11 de Agosto 1830 forman el Gran Oriente del Perú siendo su Gran Maestro Tomás Ripley Eldrege quienes tuvieron enfrentamientos con la Iglesia católica hasta el año de 1845 que retoman actividad. 
Durante este periodo republicano y anterior a este, se vinieron desarrollando las llamadas logias volantes o mejor, logias lautarinas volantes, así también logias que laboraban en las naves marítimas que trasladaban al contingente militar. Se considera que incluso de modo posterior los trabajos logiales en el Huascar y los demás héroes de la guerra del 79. 
En su vida masónica el Gran Oriente del Perú fue invadido en sus labores por La Gran Logia de Irlanda en 1863, posteriormente por la de la Gran Logia Provincial de Escocia en 1879. Así como también aparición de otras Potencias masónicas como la que se da en 1875 en que se funda la Gran Logia Nacional del Perú, en grave conflicto con el Gran Oriente del Perú, hasta que en 1881 el 12 de Diciembre, se forma la Gran Logia del Perú, en el Rito de York. 
En el año de 1875, el masón peruano Antonio De Souza Ferreira promueve la Convención de Lausana (Suiza) donde se regula la formación de las Grandes Logias y el reconocimiento del Rito Escocés.
En el desarrollo y fundaciones logiales en el Perú se han constituida las Potencias de:
• La Gran Logia de Mantas en 1945.
• La Serenísima Gran Logia Nacional del R:. E:. A:. A:. Creada en 1966.
• La Gran Logia Regular de los Antiguos Libre y Aceptados Masones en 1967.
• La Gran Logia Oriental con sede en Iquitos fundada en 1970.
• La Confederación de Grandes Logias Masónicas del Perú, formada en el año 1992. 
• La Gran Logia del Norte, con sede en Trujillo en 1999.
• La Gran Logia Austral, con sede en Arequipa en el año 2000.
• La Gran Logia del Sur del Perú concede en Tacna en el año 2002
• La Gran Logia Occidental con sede en el Callao el 2003.
• La Gran Logia del Centro con sede en Huancayo fundada el año 2003.
• La Gran Logia Constitucional del Perú con sede en la Ciudad de Lima, fundada en el 2005.
Todas la Potencias descritas han renunciado pertenecer a la Gran Logia del Perú. Sabemos también que hay decisión de algunas de retornar a la Gran Logia del Perú, pero es claro que las que continúan bajo la formación de su potencia masónica tiene libertad y derecho de ser como ellos así lo quieren, pero la fraternidad es una sola, la palabra que se ha entregado al hermano masón es una sola, la vocación y dedicación es también una sola.
Nuevos ideales
Todos los masones trabajamos en el perfeccionamiento de la sociedad, aspiramos el triunfo de la verdad, considero que algún día todo estaremos cobijados bajo un mismo templo, máxime si en esta época de grandes inventos, de descentralizaciones aprendamos a respetarnos siempre. Existe en algunos hombres aún, la intolerancia, la inmovilización de las ideas. Yo pregunto ¿a dónde conduce la inmovilidad, preconizada por algunos como ideal de sabiduría? Ser in fraterno e intolerante es lo peor que le puede pasar a la masonería. Los asesinos de Hiran fueron el Fanatismo, la Ignorancia y la Ambición. Son los mismos que aparecen para dañar a la orden.
El masón intolerante mata la masonería. Todos los hombres sinceros pueden ser exploradores de la conquista trazada, pueden marchar por los rumbos trazados sin oponerse a la culminación de sus ideales, todos vamos a ese fin, pero es el caso que hay hombres que por tener un espíritu pequeño no logran entender la voluntad de los otros. 
El Fanatismo hiere el corazón de Hiram y condenan las opiniones de aquellos que no la comparten; la ambición asesta mortalmente la frente del maestro Hiram y llega la muerte. No nos matemos ahora, no nos matemos nunca.
Entre los ambiciosos están los peores enemigos de la masonería, aquellos que se han hecho admitir en su seno para servirse de ella. Podría llegarse a creer que son ellos los que dominan, pero afortunadamente esto es una exageración. No sea que estemos matando a la masonería por tener la idea obcecada de no poder estar juntos todos. 
Anterior a la creación de la Gran Logia del Sur del Perú, nuestra rutina de trabajo era en correspondencia inmediata con el oriente chileno, fundamentalmente con las logias de Arica, aquella hermana perdida de Tacna, en sus logias de Morro de Arica No. 29, Juan Noe Crevani No, 159 y La Esperanza Coronada No. 169 así como las de Iquique. Ahora esa correspondencia se han suspendido por una simple carta que fuera remitida sectariamente por autoridades de la Gran Logia del Perú, del cual lamentamos tanto los tacneños como los propios ariqueños o iquiqueños, que lamentable, es saber de ello después de todo lo que se habló de sus altas dignidades. 
Espero respetado o querido hermano, que la lectura brindada en este breviario os haya agradado y que lo poco que he podido otorgar en estas líneas os sirvan en el futuro.
Conclusión 
Pido a los RR:. Y QQ:. HH:. seguir aportando en torno a este pequeño trabajo engrandecer su contenido, todo el tiempo es necesario para el engrandecimiento de la orden.
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el julio 31, 2008 por en masoneria masones historia peru america.
A %d blogueros les gusta esto: